MI HERMANA LA INGENIERA

Mi hermana y yo somos totalmente diferentes, aunque físicamente nos parecemos bastante. Ella es mi mayor por siete años, diez meses y once días; sin embargo nadie lo cree. Todos piensan que nos llevamos un par de años. Incluso hay quienes afirman que yo soy la mayor :/.

Mi hermana es ingeniera agrónoma y yo soy abogada. Ella, desde pequeña, es una lectora voraz. Tiene una comprensión de lectura envidiable y lee rapidísimo; mientras que yo me distraigo fácilmente cuando leo y por ello debo leer un texto dos o tres veces para poder comprenderlo (principalmente si es de leyes).

Mi hermana es una mujer muy culta e inteligente. Sabe de política y realidad nacional. Al escucharla me evito tener que leer periódicos y ver noticieros. Sí lo sé, ella parece la abogada y yo la ingeniera. Se lo digo siempre.

A ella le gusta caminar y camina bien rápido. Siempre va cinco pasos más adelante que yo. Además, gusta de hacer deporte todas las semanas y es constante en ello. Practica natación, fútbol y básquet. La verdad es que mi hermana desde pequeña ha sido atleta. Por otro lado yo, al igual que mi patota de amigas, el único abdominal que realizo es el que hago al despertarme de la cama, literal.

Es adicta a la limpieza y al orden, yo no. Le gusta el ají, yo no como nada picante salvo el ceviche (picante normal).

Es amiguera, amigable y popular entre sus amigos; mientras que yo puedo contar a mis amigos con los dedos de una mano.

Es una cinéfila empedernida, le gustan las películas de superhéroes y las de buena trama; a mí me gustan las comedias románticas y las que hacen llorar.

Desde muy joven supo organizar su economía; mientras que yo, bueno, no diré nada en este punto.

Tiene un talento innato con los niños. Sabe cómo comunicarse con ellos y divertirlos. Todo lo contrario de mí, que como ya lo dije en otro post, no me gustan los niños.

A ella le gusta ser, a veces, la hermana menor y le sale bien (por lo infantil que puede ser). Yo disfruto siendo, a veces, la hermana mayor (por lo seria que puedo ser). Aunque la mayoría de veces es cardiaca y preocupada, (típico en los hermanos mayores), siempre he sido el centro de sus bromas y siempre caigo redondita en ellas. Y supongo que así será hasta que seamos abuelitas.

Ella es el orgullo de mis padres por su sencillez, inteligencia, sensatez, generosidad, gentileza, sentido del humor y logros.

No seremos las mejores amigas, pero sabe que puede contar conmigo siempre y para siempre. Y viceversa.

Todo lo poquito que sé lo aprendí de Beny, de sus sugerencias, recomendaciones, bullyng, apoyo y porque siempre quise ser como ella en todo.

Ahora que escribo estas líneas me pregunto si habrá sido un peso grande para ella cuando mi papá le decía: tienes que darle el ejemplo a tu hermanita… Lamento si eso te llevó a ser tan pulcra y a tratar de no equivocarte.

Feliz cumpleaños baby boo sigue concretando cada uno de tus sueños. Y continúa brillando e irradiándonos.

Un abrazo asfixiante.

Zu.